Soy un Pathfinder o explorador.

Llevo décadas haciendo este trabajo y conozco cada ruta, atajo o sendero del laberinto del desarrollo personal porque he hecho miles de expediciones. Si la experiencia aún es un grado, yo soy Capitán General.

Mi objetivo con el cliente no es agradar sino provocar para transformar; y si de paso, como ocurre habitualmente, el cliente, se ríe, se emociona, se entretiene, se sorprende y… desaprende, aprende y emprende (que es de lo que se trata), pues mucho mejor para todos, ¿no?

Creo que cada ser humano tiene varios “dones” que quizá no son divinos pero sí genuinos; unos “tesoros” que nos distinguen de otros profesionales y que conviene descubrirlos y rentabilizarlos. Uno de mis “dones” es que se me da bien identificar qué mindset (modelo mental) es efectivo para cada reto e identifico rápido los obstáculos a salvar o las creencias a  desaprender para lograr trascender (superarnos); o sea, creo mapas (estrategias) aporto coordenadas (técnicas y herramientas) y entreno a mis clientes para que consigan desarrollar las habilidades que necesitan para alcanzar sus cimas.

A lo largo de mi trayectoria profesional he estado en cuatro sectores profesionales completamente distintos y en todos ellos he conseguido excelentes resultados (que por cierto son demostrables). He sido atleta, entrenador, emprendedor, manager, coach ejecutivo, formador y tengo claro que cuando “invoco” mis fortalezas y talentos y los alineo con un reto… sólo pueden ocurrir dos cosas: o gano o aprendo para regresar de nuevo más sabio y más hambriento.

¿Estás preparado para contratarme?

"Mi objetivo no es agradarte… sino provocarte y retarte para que consigas superarte"

— Joan Carles Vilà

¿Qué me define?

Fiable

Llevo 15 años en el sector de la formación dando excelentes resultados.

Versátil

Tengo éxito en cualquier sector, con cualquier nivel y con cualquier edad.

Experiencial

Me muevo en el entrenamiento, la escenificación y la improvisación.

Catalizador

Consigo llevar al cliente más allá de sus propios límites y generar desarrollo.

Provocador

Creo que para desarrollar hay que incomodar pues nadie crece desde su zona de confort.

Premio al mejor Formador 2014

— Por el foro de RRHH

Tuve el honor de hacer una ponencia de dos horas en este prestigioso Foro de Recursos Humanos. En cuanto me ofrecieron esta oportunidad preparé una “sesión experiencial” en la que se pudiera realizar un “role play” con alto componente emocional en el que una persona del público o varias hiciesen de Líder y yo me encargaba de hacer de colaborador resignado y ansioso.

La idea era usar técnicas de “coaching” para acelerar el desarrollo del colaborador identificando qué prácticas eran adecuadas y cuáles no y hacerlo entre todos.